Un tío con suerte - mi concuña Rosalba

Click to this video!
Tiempo estimado de lectura del relato 9 Número de visitas del relato 63.988 Valoración media del relato 9,02 (57 Val.)

RESUMEN

La primer aventura, con una mujer de la familia de mi esposa, Después de dos años, ella me dovolvió el placer de tener una hembra.

Como les conté en mi historia anterior, a pesar de la muerte de mi esposa y de vivir a 600 kilómetros de distancia, la relación con su familia se mantuvo siempre activa, ya sea por teléfono, visitándonos en vacaciones o por algún evento, nunca dejamos de saber unos de los otros, y así fue como sucedieron todas las cosas.

A poco menos de 2 años, de haber quedado viudo y viviendo en Guadalajara, solo con mis dos hijos, el mayor de mis cuñados me hablo para decirme que un amigo de él, se casaba en esta ciudad, por lo que quería saber si podíamos recibir a su familia para la boda, que él, por su trabajo, solo llegaría al evento, pero su esposa e hijas querían venir unos días antes, para ver a los niños y hacer algunas compras.

Así que, llegada la fecha, un martes para ser exactos, pasamos muy temprano a la estación del ferrocarril para recibirlas y llevarlas a casa (esta era de dos niveles, con dos recamaras en la parte de arriba y un estudio en la parte de abajo), como siempre hacíamos en esos casos, acomode a mi concuña y a sus hijas en mi recamara y yo me instale en el estudio, lleve a los niños al colegio y me fui a trabajar.

Cuando regrese, casi al anochecer, me di cuenta que Rosalba mi concuña, estuvo muy trabajadora ese día, pues además de preparar comida y limpiar la casa, también lavo y acomodo toda la ropa sucia, por lo que tuvo que haber revisado todos los closets y cajones y por consecuencia, reviso y movió un cajón donde yo guardaba celosamente, alguna ropa interior de mi esposa y algunos juguetes que usábamos en ocasiones, esto me causo un efecto de calentura, imaginándome que habría pensado mi concuña al verlos.

Después de merendar y acostar a los niños, mi concuña y yo, nos quedamos un rato platicando de cosas varias, hasta que ella se despidió para irse a dormir con sus hijas.

Al día siguiente, me subí a bañar muy temprano y pensando que todos estarían durmiendo, baje tan solo cubierto por una toalla y cuál no sería mi sorpresa al ver a Rosalba en la cocina, vestida con un pantalón de piyama súper delgado que dejaba ver un bikini de esos que llaman cacheteros y una camiseta cortada que apenas y le cubría sus senos y dejaba su espalda baja y su estómago totalmente descubiertos.

Aprovecho para comentarles que mi concuña es 1 año menor que yo, que siempre fue atractiva, sobre todo por su hermoso par de senos coronados con grandes y oscuros pezones, que, en otras ocasiones en alguna playa o alberca, ya había tenido la oportunidad de admirarlos, además de tener un bonito cuerpo, que al paso de los años y después de sus dos embarazos había descuidado un poco, dejando algo de barriguita y lonjitas en su cintura, pero, aun así, seguía atrayendo miradas a su paso.

Lógicamente la visión provocativa de mi concuña, y el largo tiempo que tenía sin ver algo parecido, me pusieron a mil de inmediato, y vestido con tan solo una toalla, era evidente lo que pasaba ahí abajo, y para acabar, al darse cuenta Rosalba que había bajado de bañarme, se volteó y se acercó para saludarme con un abrazo y un beso, notando mi manifiesto estado de excitación, acto seguido regreso a sus ocupaciones, pero contoneándose exageradamente como para calentar más el ambiente, yo no pude más que seguir ahí parado admirando el culo de mi concuña y deseando poner las manos en ese cuerpo tentador, ella se paró, giro para verme y comento en son de burla...

“Que?? ... Te vas a quedar ahí parado como tonto?? ... ¿Qué tanto meves??“

Y luego bajando su vista hacia mi polla (que estaba totalmente empalada) todavía dijo:

“Concuño ¡pero que tiene tu amigo… parece que tiene ganas de salirse!”

Y yo ya caliente y deseando ver hasta donde era capaz de llegar le contesté:

“Rosalba con ese piyama te ves buenísima, me tienes prendidísimo. Y mi amigo claro que quiere salirse, solo espera que alguien lo atienda, ya tenía tiempo que nadie lo motivaba”

Tranquilamente, ella dejo de hacer y apago la estufa, camino hacia mí, y sin más, se hinco, me arrebato la toalla y me puso una tremenda mamada, lamio mi verga y mis huevos, sobo con su lengua toda la extensión de mi polla, se la metía hasta su garganta y en ocasiones hasta mordía, nunca la vi preocupada por saber que arriba estaban nuestros hijos y que alguno podría bajar y descubrirnos, ella se concentró totalmente en darme una de las mejores mamadas que alguna vez me hayan dado, yo solamente tomaba su cabeza y empujaba para meter mi verga los más profundo y agarraba sus cabellos totalmente extasiado de placer hasta que no pude más y le dije que estaba a punto de correrme, por lo que abrió más su boca y se dispuso a recibir la mayor cantidad de mi semen, que salió en cantidades increíbles y en varios chisguetes que llenaron su boca y que recibió todavía en la cara y pelo. Todavía limpio mi verga con sus labios, se medió limpio en resto con su pequeñísima playera, se levantó y termino diciéndome

“Apúrate, o vas a llegar tarde al trabajo, y todavía te falta desayunar y vestirte”

Volviendo a sus quehaceres…

Cuando salí de mi cuarto vestido y listo para irme a trabajar, ella ya estaba dándole de desayunar a nuestros hijos, pero, aun así, me acompaño al auto y me despidió con un beso y en secreto me dijo:

“Hoy en la noche, me tienes que devolver el favor, te voy a esperar con ansias”

El día se me hizo eterno, pensaba constantemente en lo que me esperaba en la noche, y en varias ocasiones me tuve que contener, para que nadie se diera cuenta de las erecciones que en ocasiones eran notorias bajo mi pantalón (después de tanto tiempo, había encontrado una hembra en la cual descargar todas mis emociones guardadas por dos años).

Al regresar a casa, Rosalba ya había acostado a sus hijas y a mis hijos, al llevarlos todo el día de compras, estaban muy cansados y se habían quedado dormidos muy temprano, nosotros tomamos una taza de café y platicamos unos momentos, yo trataba de forzar el momento y en varias ocasiones le insinué el acuerdo de la mañana, pero ella siempre estuvo muy tranquila, como si no hubiese dicho nada y de repente se despidió y se subió a acostar, dejándome calientísimo y molesto, por lo que decidí mejor irme a acostar, desnudarme, poner una película porno y por lo menos vaciar mis ansias con un trabajo manual, y en eso estaba, cuando después de unos 15 minutos, Rosalba regreso vestida únicamente con unas medias de cuerpo entero, totalmente transparentes que no dejaban absolutamente nada a la imaginación y al verme desnudo y pajeándome solo dijo,

“Vaya Fer, deja eso para cuando no tengas una mujer en casa. Esta noche te devuelvo el placer de estar con una”

Así que se acercó y junto con un beso, siguió acariciando mi verga, mientras por mi parte, buscaba su sexo para explorar y tocar, como yo ya estaba súper excitado, y al sentir la humedad de su concha, la acosté en la cama y sin decir más, le fui clavando poco a poco y hasta el fondo mi polla, a la que ya le urgía poseer a una hembra, y en un intenso mete y saca, llegué a mi clímax rápidamente, llenándola de mi semen, pero sin darle casi nada de placer por lo rápido de mi explosión.

Ella no me recrimino en lo absoluto, sino tranquilamente comento,

“OK, concuño, ya vaciaste tus ansias por el tiempo que no tuviste a una mujer, la noche es larga y ahora si vamos poco a poco, y juntos al cielo”

Y vaya que llegamos al cielo, Rosalba resulto una excelente amante, le gustaba mamar verga, le encantaba que le dieran en cuatro patas, pero lo mejor fue cuando estaba cabalgándome de espaldas, se dejó caer hacia enfrente, dejándome su culo expuesto pidiendo le diera dedo en su ano, dedo por dedo, fui metiendo hasta que llego a tener tres adentro, y se sintió lista para sacarse la verga de su panocha, para solo acomodarse, ponerse la cabeza de mi polla en la entrada de su culo y clavarse ella misma de un solo golpe, gozando a tope hasta que le llene sus tripas con una venida monumental.

Así pasamos dos maravillosas noches, llenas de pasión y lujuria, volví a sacar los juguetes sexuales del cajón, y vaya si aprendió a usarlos y a sacarles provecho, pero llegado el fin de semana y junto con el mi cuñado, pareció que nunca había pasado nada. Cuando se marchaban, al despedirse, me dijo en secreto, que me dejaba un regalo en el cajón de la ropa de mi esposa, cual sería mi sorpresa, al encontrar tres de las bragas más sexis que guardaba, llenas de humedad y olor del sexo de Rosalba, regalo que hasta la fecha nunca falta cuando por cualquier motivo ella va a mi casa, aunque sea solo a una comida familiar.

Durante los siguientes cuatro años que vivimos en Guadalajara, ella y sus hijas y a veces mi cuñado, nos visitaban dos o tres veces al año, y siempre que hubo la ocasión aprovechábamos para darnos unas buenas cogidas. Rosalba siempre se mostraba dueña de la situación, tan es así, que, en una ocasión, su hija mayor, que en ese entonces tendría 12 o 13 años, nos descubrió en pleno acto sexual, mi concuña, sin alarmarse, manteniendo mi verga adentro, solo le dijo que regresara a su habitación y la esperara 5 minutos, para después continuar moviéndose hasta que los dos terminamos.

Ojalá estén disfrutando de estas historias, y pronto seguiré con la tercera de ellas.

Comparte este relato

Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios. Información. Si sigues navegando, entendemos que las aceptas. Aceptar

Online porn video at mobile phone


relato caliente mi sobrina me pidio que le vaciara las tetasrelatos eroticosRelato penetre poco a poco a mi madretio le frota la berga a riba de la bombachaa la sobrinaclaudiazorrita todo relatosrelato incesto probar semencuentorelatos cuñada gueritarelato mi mama sexi en bermuda roja le acarisio las nalgastodo relato mi hijo se pajea con mi ropaeroticos el mejor amigo.de mi.esposo me hizo.ser infielrelatos eroticos el masajista nancy en la oficinaRelato sexo selva peruanainfiel con el amigoporno la hice prender en el colectivoloba aullando a la luna pornoRelatos gays el chikillo putosexotodorelatotangas con leche relatole fui infiel antes de la boda relatoscomole culeo gratis a mi mujer borrachaporno de riberoya  calzon.com  69 Es mi Número de la Suerte pornesposa caliente relato y cuñadaYó fui el primero q estrene la vaginita virgen d mi hermanita mayorle dice al amante que verga amor cojete mi culosexo el cuelo y mujer y mujer en penerelatos de pancho alabarderorelato erotico sexo anal en guantesadulterio en la alcoba civil pornorelatos soy infiel con el amigo de mi esposono pude contener las ganas de mamales la verga relatomi tia desnuda en su habitación con algo increíblemama.dame.tu.coño antea q llege papa pornoporno para sorprender a mi esposo que viene de viaje justo a hacérmelorelato erótico "una amiga de mi tía" polla tetahttp://www.cuentorelatos.com/relato/13497-el-comienzo-de-una-relacion-en-shangai-con-mi-hijo-/rrelatos de mujeres casadas calientes en salas de cinesmaduras guapas desnudas nulosrelatos eroticos de mujeres a las que les excita el liquido pre seminalJugando mi mama en la cama se me paro mi pene y se la rozabavideos porno xssi en cueras mujers provo catibasRelatos filial cogiendo a mi hermana despues de seducirlasexo madre le mete todo el brazo dentro del coño de su hija canalpornorelatos mi suegro me agarra las nalgas de la ropa suciarelatos novia y una amiga me depilaron las piernas y todoBombachita corpiñito para pajiarmeRelato mi esposo me repega su enorme vergarelatos de anabel 5la mujer de mi hermano y sus hilos dentales me provocaron y la folle en su casa relatosEl inquilino y mi esposaporno sin saliba seba por elculorelatos d incesto mi sobrina c talla en mi vergarelatos en el bus cónchas carnosasRELATOS VERGONES GRUESOS CABEZONESlos amores de ana etxeberria 12mbar coneja relatos pornoscuentorelatos cariño de hermanosrelatos "pegame" "culo" filialUna aventura divina con mi tía relatos de sexorelato erotico de panalonera de licra con tanga de licraloba aullando a la luna pornorelatos de sexo entre mi jefe y yoporno honbre pijon apena entra en bajina de abuela"historia del chip" 019esposa caliente relato y cuñadarelatos madura en casa ajenahay foto que las mujere estan con el culo parado bien nalgona veterana en cuatro largando leche le encanta que le acaben en el orto la puta relatos follo a toda nuestro padrastorelatos casadas pervertidas por el maridomujeres eyaculando por culo bestialesrelatos de soy muy puta y me coje hermano seductorasrelato vendi a mi mama para que la cojieranrelatos .me pongo calza para que me cojanmi tia y mi madre son mi enbra relatoporno mi tia buenisima es sonambulaclaudiazorrita todo relatosvideos porno me gusta tener mi cabeza entre sus piernasrelatos gays en una bodarelatos de incesto mi hijita de siete me pide que le rompa la colitamujeres con pollas falsas echando litros de semenRelatos de mi vagina ardiente y resbalosaVenus porno me encanta cojer con mi tiorelatos descubre infidelidad por su vaginaporno negro hace gritar a mi hija yo los veorelatos pornos de ahijadas ninfomanas enculadas por el padrinoПРОДАМ-БАЗУ-САЙТА-rx-online.rutio acavando mucho semen enla vajina desus sobrinarelatos trios con ahijadasrelatos de adolecentes q an perdido ru virjinidarelatos por andar apostando con mi mama perdio y termine cojiendomela